Trump: G8 resulta más consistente que G7

Ajustar Comentario Impresión

Mientras Trump insistió en que Estados Unidos es tratado de manera muy injusta, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, presentó cifras para convencerlo de los beneficios de la relación comercial para ambas partes.

"Todos esos esos países se han aprovechado de Estados Unidos en materia de comercio", dijo Trump antes de abordar el avión. "Desde mi punto de vista es en todo caso importante no retroceder respecto de los acuerdos que alcanzamos también el año pasado", dijo Merkel.

Después de los habituales desayunos de trabajo, foto de familia, reuniones de grupo y encuentros bilaterales, los siete dirigentes cenarán el viernes en la intimidad de un típico chalet de Quebec, propiedad de un francés, con un menú compuesto cuidadosamente por productos locales y vinos canadienses.

Acompañado por su esposa, Trudeau fue saludando uno a uno a los líderes, entre ellos la canciller alemana Angela Merkel, y el presidente de Estados Unidos.

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, dijo que el tema que más le preocupa es que el orden internacional basado en reglas está siendo desafiado y "bastante sorprendentemente, no por los sospechosos de siempre, sino por su principal arquitecto y garante: Estados Unidos".

"Quizás deberíamos formular un nuevo eslogan para nosotros hoy: transatlantistas de todos los países, uníos", expresó, en referencia a la cooperación transatlántica de posguerra forjada entre Estados Unidos y Europa.

Otros temas de la cumbre son la retirada de EEUU del acuerdo nuclear de Irán y los temas propios de la agenda oficial, en la que figuran asuntos como equidad de género, economía incluyente y océanos.

Al igual que Trudeau y Macron, antes de la cumbre que se celebrará en Quebec, Trump se reunió con el presidente japonés, Shinzo Abe, para conversar sobre Corea del Norte, país con el que protagonizará una histórica cumbre el próximo 12 de junio y que representa una de las mayores amenazas de seguridad al gobierno japonés. Moscú fue excluida después de la anexión de Crimea, tras haber pertenecido al grupo por 16 años.

El mandatario norteamericano se mostró convencido de que la Cumbre del G7 en Canadá terminará mañana con el clásico documento de consenso a pesar de que todavía no se ha aprobado un borrador y varias fuentes han señalado que las posturas entre EE. "¡Abran las fronteras!", pero no hubo desmanes, a diferencia de lo ocurrido en 2001 durante la Cumbre de las Américas de Quebec.

Líderes del G7, entre ellos el ministro canadiense Justin Trudeau, han criticado las políticas comerciales de Trump antes del inicio de la cumbre, condenando al Gobierno de Estados Unidos por imponer aranceles al aluminio y al acero provenientes de aliados como Canadá, México y la Unión Europea.