La predicción del dueño de Amazon: "El hombre abandonará la Tierra"

Ajustar Comentario Impresión

Jeff Bezos ya consiguió su propósito de convertirse en el hombre más rico del mundo.

Con este propósito, su empresa aeroespacial BlueOrigin colabora con la NASA y la ESA (Agencia Espacial Europea) para, primero, abaratar el coste de las misiones espaciales antes de establecer la primera base humana en la Luna.

El plan que surgió desde Blue Origin, empresa de Bezos dedicada a la exploración espacial, persigue descongestionar industrialmente la Tierra y preservarla como hábitat para los humanos. "Tendremos que dejar este planeta. Pero en un futuro no muy lejano -estoy hablando de décadas, quizás 100 años- comenzará a ser más fácil hacer muchas de las cosas que hacemos actualmente en la Tierra en el espacio, porque tendremos mucha más energía", explicó Bezos en la conferencia, según recoge Geek wire.

"Vamos a dejarlo y este planeta va a mejorar".

Pero Bezos no se rinde, y junto con admitir que cada año invierte mil millones de dólares de su patrimonio para el desarrollo del proyecto, ahora ha dado una entrevista en donde no solo se ha fijado metas, sino que plazos para lograrlas. "Es conveniente para nosotros en este momento", dijo Bezos.

También pretende que las personas puedan ir y venir desde la Luna y que tengan la oportunidad de quedarse fuera de la Tierra por algún tiempo.

Al parecer, la razón por la que Bezos apuesta por la Luna para estos planes industriales se debe a varias razones: está "convenientemente" ubicada, se encuentra a "sólo" dos días de trayecto, cuenta con depósitos de hielo y agua (posiblemente potable), aire que podemos respirar y propulsores para cohetes recargables. "Es casi como si alguien nos hubiera preparado esto", reiteró entusiasmado Bezos. Para la llegada a la luna, la compañía ha diseñado una nave capaz de llevar 5 toneladas de carga y que debería tener su primer vuelo cerca del 2025.

Bezos ya ha propuesto una asociación público-privada entre Blue Origin y la NASA para crear un alunizador que pruebe las posibilidades de la fabricación de nuevos componentes en la Luna y explorar la habitación del satélite.

Para agilizar los viajes entre la Tierra y la Luna, Bezos quiere construir su propia estación de aterrizaje que podría estar lista para 2020 y para cuya construcción busca la ayuda de la NASA aunque destaca que lo harán incluso sin su colaboración.