Irrumpió en una iglesia a los gritos por un auto mal estacionado

Ajustar Comentario Impresión

Todo parecía transcurrir en paz en la parroquia de La Merced, donde un grupo de fieles asistía a un encuentro coral. Así las cosas, mientras los fieles se sorprendían ante la presencia de la señora, quien vociferaba con absoluta indignación, el coro religioso dejó de cantar. Indignada, la mujer exigió que el dueño del auto que había estacionado mal y bloqueaba su cochera lo corriera. En plena misa, el clima de silencio se rompió cuando una mujer entró a los gritos y pidió que sacaran el auto que alguien había estacionado en su cochera. La "perlita" quedó grabada y fue compartida por los vecinos por distintos medios de Córdoba, según indicó La Voz del Interior.

Tras el enojo de varios riotercerenses que dejaron plasmada su opinión en las redes, la mujer de los gritos pidió disculpas por su estruendosa reacción.