Murió la maratonista que se había persiso en una competencia

Ajustar Comentario Impresión

La maratonista entrerriana de 38 años que se encontraba internada en estado grave en el Hospital Cullen de Santa Fe desde hace tres semanas tras sufrir una descompensación, falleció hoy por el agravamiento de un cuadro tóxico por la eventual mordida de una serpiente, informaron hoy fuentes sanitarias.

El 22 de abril, la atleta participó de la "Mosquito Trail Eco Aventura 2018", que tuvo en la zona de Monte Vera, a 15 kilómetros de la ciudad de Santa Fe. La encontraron en posición fetal y convulsionando.

Pese a que desde el Hospital Cullen se logró estabilizarla en un principio, lo cierto es que la mujer sufrió luego un proceso infeccioso irreversible que le provocó muerte cerebral. No obstante, en esa oportunidad el director del nosocomio, el Dr. Juan Pablo Poletti, indicó que el estado de la paciente era "crítico y con pronóstico reservado".

Tras ser asistida, la mujer permaneció en un coma inducido, con asistencia respiratoria mecánica y con pronóstico reservado.

Por los síntomas y por las marcas de una mordedura en uno de sus muslos, se barajó la posibilidad de que haya sido atacada por una yarara, por lo que se le aplicó suero antiofídico.