Primera muerte tras brote de E. Coli en lechuga romana

Ajustar Comentario Impresión

Debido a que las etiquetas de los paquetes a menudo no identifican las regiones en crecimiento, los CDC aconsejan a los consumidores "que tiren cualquier lechuga romana en sus hogares porque puede ser difícil saber si proviene de la región en crecimiento de Yuma". Hasta el momento, 121 personas de 25 estados se han contagiado de esta enfermedad, de las cuales 52 han sido hospitalizadas.

En su más reciente informe, los CDC dan cuenta de que Kentucky, Massachusetts y Utah se suman a la lista de estados afectados por este brote, iniciado entre marzo y abril en lechugas cultivadas en Yuma, en el suroeste de Arizona.

Los funcionarios de salud estatales y federales han informado de la primera muerte derivada del brote de intoxicación alimentaria nacional vinculado a la lechuga romana, la cual ha tenido lugar en California, pero no han dado más datos de la víctima.

De estas, 14 personas han desarrollado el síndrome urémico hemolítico que se asocia con la bacteria escherichia coli y que produce falla renal.

Funcionarios de salud en California dijeron que 24 personas habían enfermado en el estado, incluida la persona que murió.

La temporada de cultivo en Yuma finalizó hace un mes aproximadamente, indicó Russell Engel, de la Universidad de Arizona y quien es director del Servicio de Extensión Cooperativo en el condado de Yuma. Las personas que se enferman a causa de la E. coli productora de toxinas presentan síntomas (diarrea con sangre, calambres estomacales severos o vómitos) unos tres o cuatro días después de haber ingerido el germen.

La mayoría se recupera en una semana, pero algunas enfermedades pueden durar más tiempo y ser más graves.