Gentile dijo al Balseiro que no sabía que era un desaparecido

Ajustar Comentario Impresión

Según el diario argentino, Gentile fue visto por última vez en noviembre de 1977 en un aeropuerto de Nueva York, cuando se dirigía a Argentina a petición de su padres para ayudar en la búsqueda de su hermana María Estela Gentile.

Desde el Balseiro también aclararon que su condición de desaparecido fue alimentada porque Gentile no volvió a publicar en su calidad de investigador, al menos con su nombre. "La última noticia que se tenía por parte de compañeros de estudio es que en 1977 Antonio Gentile viajaría desde los Estados Unidos a la Argentina para buscar a su hermana", detalla el comunicado. Así mismo, el texto sostiene que desde la dirección de la entidad pudieron comunicarse con Gentile.

- Desde entonces no se registraron publicaciones científicas firmadas con su nombre ni vínculos con instituciones de ciencia y tecnología.

"Ex alumnos y profesores del Instituto Balseiro lo consideraron desaparecido y realizaron a lo largo del tiempo varios intentos por encontrarlo", informó el Instituto Balseiro al explicar la historia del físico.

Por eso, excompañeros y colegas pidieron a las autoridades del Instituto Balseiro incluir su nombre entre los homenajes de exalumnos detenidos-desaparecidos o asesinados durante la dictadura militar.

En 2014 y en 2016, el ex juez de la Corte Eugenio Zaffaroni y la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela Carlotto, participaron de charlas en el Instituto Balseiro dedicadas a la memoria de los desaparecidos.

En 2015 se abrió un expendiente de investigación sobre el paradero de Gentile. "Esta dirección ha podido comunicarse con él permitiendo así confirmar esta muy buena noticia tanto para sus compañeros de promoción como para toda la comunidad del Instituto Balseiro que durante tantos años lo ha recordado preocupada por su ausencia".

La Comisión de Derechos Humanos de la Comisión Nacional de Energía Atómica se presenta en la Secretaría de Derechos Humanos de Río Negro en Bariloche y formaliza la denuncia de cuatro exalumnos del Instituto Balseiro como desaparecidos en dictadura: Antonio Gentile, Susana Grinberg, Manuel Tarchitzky y Eduardo Pasquini. Sin embargo, una llamada telefónica a fines de febrero cambió todo. Antonio está vivo, tiene 85 años y reside con su familia en Estados Unidos.

- Gentile le comunicó que está en buen estado de salud y que tiene 85 años, que vive en los Estados Unidos y que no estaba al tanto de que había sido incluido en homenajes a desaparecidos.

"Conocida la situación, con fecha 5 de marzo, la dirección del Instituto envió un comunicado interno a los docentes y compañeros de Gentile informando sobre la novedad", sentenció el comunicado en el que se destaca que la institución "nunca realizó denuncias ante organismos de Derechos Humanos".

El encargado de firmar el comunicado y difundir internamente el dato recabado fue el propio Carlos Balseiro, director del Instituto que lleva su nombre y que promovió desde 2011 diferentes homenajes a las víctimas del régimen militar.

Finalmente, habida cuenta de que Antonio Gentile no desea hacer declaraciones y que solicitó preservar su privacidad, solo nos queda volver a expresar nuestra satisfacción por confirmar que no está desaparecido.