Assad denuncia "falacias y mentiras" de Estados Unidos sobre Siria tras ataques

Ajustar Comentario Impresión

Los dos mandatarios "constataron que esta acción ilegal daña seriamente las perspectivas de una solución política en Siria", según se añadió en el texto.

Según el Pentágono, fue una represalia puntual por el presunto ataque químico en la ciudad siria de Duma, que tanto Damasco como Moscú han calificado de una provocación y un montaje.

"La ofensiva siria estuvo tan perfectamente ejecutada, con tal precisión, que la única manera que tuvieron los medios de comunicación falaces de menospreciarla fue por mi uso del término 'misión conseguida'", se lamentó Trump en su cuenta personal de Twitter.

En Damasco, el vicecanciller sirio, Faisal Mekdad, se reunió con inspectores del organismo mundial de control de armas químicas OPAQ durante unas tres horas, con la presencia de oficiales rusos y un alto funcionario de seguridad sirio.

Al Assad indicó a sus visitantes que las tres naciones de Occidente habían emprendido una campaña de "mentiras y desinformación" contra Rusia y Siria.

El sábado, Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña bombardearon objetivos en Siria supuestamente vinculados al presunto programa de armas químicas del régimen de Bashar al Asad, en respuesta a un presunto ataque con armas químicas contra rebeldes el 7 de abril en Duma.

"Ayer repelimos la agresión estadunidense con cohetes fabricados en los años 70. Las películas americanas nos dicen que el armamento ruso es anticuado, pero ahora hemos visto quién realmente está atrasado", subrayó Al Asad, de acuerdo a Sablin.

La clase política estadounidense reaccionó ayer al ataque ejecutado el pasado viernes de madrugada contra Siria, y aunque en general los miembros de la administración aprueban la operación, algunos consideran que fue insuficiente puesto que no evita el uso de armas químicas en el futuro, informó el periódico El Universal.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, habló por teléfono con su par iraní, Hasan Rohani, y le comunicó su preocupación de que los ataques de las potencias occidentales contra bases del Ejército sirio lleven "inevitablemente al caos de las relaciones internacionales".

Cuando se le preguntó si Rusia estaba preparada para trabajar con propuestas de los países occidentales en Naciones Unidas, Ryabkov dijo a la agencia de noticias TASS que por ahora la situación era "extremadamente tensa" y que se trabajaría "con calma y de forma metódica" para superar las tensiones.

En esa línea, este domingo el ministro francés de RR.EE., Jean-Yves Le Drian, señaló que le incumbe a Rusia ahora presionar a Siria.

El presidente francés, Emmanuel Macron, dijo el domingo que había convencido a Trump, quien previamente dijo que quería sacar a las fuerzas estadounidenses de Siria, de que se quedara "a largo plazo".