Perrito metido en portaequipaje muere durante un vuelo a Nueva York

Ajustar Comentario Impresión

Luego, la aerolínea tuvo que pedir disculpas.

Sin embargo, un informe reciente del Departamento de Transporte reseñó que el año pasado hubo 24 incidentes registrados sobre muerte de un animal mientras era transportado por una de las principales compañías aéreas de los Estados Unidos.

Los dueños del animal -una mujer, una adolescente y un bebé- viajaban de Houston a Nueva York con el bulldog de 10 meses en un bolso estándar que colocaron debajo del asiento frente a ellos.

Los pasajeros dijeron que escucharon ladridos durante el vuelo y que no se enteraron de que el perro había muerto hasta que el avión aterrizó en el aeropuerto LaGuardia.

"No se movía cuando su familia lo llamaba por el nombre".

Todavía muchos recuerdan la violenta escena que protagonizaron los asistentes de vuelo de United en abril de 2017, al golpear y sacar por la fuerza de una aeronave al doctor David Dao, un escándalo que incluso hizo colapsar el valor de la compañía en Wall Street.

Luego, Lara culpó a la tripulación: "Ellos insistieron en que el cachorro esté encerrado durante tres horas sin ningún tipo de flujo de aire. Aseguraron tantas veces que la mascota iba a estar segura que la madre finalmente estuvo de acuerdo".

"Sostuve a su bebé mientras la madre intentaba resucitar a su cachorro de 10 meses".

Las publicaciones de Gremminger y Lara sobre la tragedia ahora se están volviendo virales en las redes sociales y United enfrenta otra protesta en internet. "Este fue un trágico accidente que nunca debió haber ocurrido, ya que las mascotas nunca deben colocarse en el compartimento superior", dijo una vocera de la aerolínea al medio en un correo electrónico. Asumimos plena responsabilidad por esta tragedia, expresamos nuestras más profundas condolencias a la familia y nos comprometemos a apoyarlas. "Estamos investigando a fondo lo que ocurrió para evitar que esto vuelva a ocurrir", señaló la empresa en un comunicado a la cadena NBC5.

Según la política de United, las mascotas pequeñas pueden viajar en la cabina en una jaula especial a un costo de 125 dólares, siempre que pueda caber en el espacio debajo del asiento frente al pasajero.