Tenso momento entre Altuve y Trump en la recepción de los Astros

Ajustar Comentario Impresión

Tal y como marca la tradición para los campeones de cada uno de los cuatro deportes grandes en Estados Unidos, los Houston Astros visitaron al presidente en la Casa Blanca en calidad de monarcas de las Grandes Ligas, aunque llamó la atención la ausencia de dos peloteros latinos. Los campeones de la Seria Mundial 2017 dejaron los campos primaverales en donde exhiben el mejor record de los spring training, con foja de 12 ganados y 5 perdidos, para visitar al presidente Trump en la Casa Blanca.

Trump mencionó a algunos jugadores por nombre, incluyendo al venezolano José Altuve, reinante Jugador Más Valioso de la Liga Americana.

Al finalizar su discurso, Trump se giró para dar la mano a los presentes, como Josh Reddick, George Spinger y Justin Verlander, situados cerca de Altuve, quien en un principio fue ignorado por el mandatario estadounidense.

Carlos Correa, quizás el mejor jugador de los Astros la temporada pasada, y el lanzador Ken Giles fueron los jugadores más reconocidos que no asistieron a la tradicional cita de los campeones del béisbol a la residencia del presidente estadounidense. Es mucho más alto de lo que yo pensaba.

"Necesitarás preguntarle a él sobre porque no vino", declaró el dueño de los Astros, Jim Crane al ser cuestionado sobre la ausencia de Correa. "¿Cómo nos podemos olvidar del increíble José Altuve?".

Algunos de los jugadores y coaches dijeron que esta visita fue un gran honor. "Menudo equipo. Nuestros Yankees (el equipo de béisbol New York Yankees que Trump apoya) fueron un equipo muy duro pero vosotros lo fuisteis un poco más", dijo Trump al iniciar su discurso, en el que felicitó al conjunto tejano por una "espléndida" temporada.