"Me habían advertido sobre él" — Calu sobre Darthés

Ajustar Comentario Impresión

"En el marco de la charla, la actriz hizo hincapié en que ya no es la misma de 2012 y preguntó a los presentes: "¿Qué hubiese pasado si yo en 2012 contaba esto?", enfatizando en el contexto de cambio cultural del momento histórico presente.

En cuanto a la situación de acoso que vivió en el set de grabación contó: "Me di cuenta en una escena que mi cuerpo se paralizó y pensé por qué está haciendo esto. Era mi primer protagónico, quería ser la mejor y que amen a Natacha (su personaje)", aclaró.

"Llamé a Adrián antes de publicar la carta para decirle que no tenía nada en contra de él".

Sentada en el living de Intrusos, Calu se refirió a la decisión de Adrián Suar de mantener al actor como una de las grandes figuras de Simona, la tira que protagoniza junto a Ángela Torres, Gastón Soffritti, Ana María Orozco, Agustín Casanova y Romina Gaetani, entre otros. Él me escuchó, fue totalmente empático. "Él tenía excesos inapropiados y por fuera del guión". Dicen 'te vamos a poner este tanque de juicio, este tanque de abogado', y eso lo hacen para callarnos. Era mi compañero, actuar es de a dos y tenés que amar a tu compañero y director. "Siempre quise unas disculpas". Creí que cuando me decía no lo hago más no lo iba a hacer más. "Me sentí empoderada", confesó.

Calu mostró un tatuaje que tiene en su brazo, que es el dibujo de una mano femenina con formar de arma, y que se hizo tras su experiencia con el galán. "Justicia sería que me pida disculpas, pero lo más importante es que por todas las mujeres que vienen, esto no se haga más". "Pero esto prescribió. Aunque yo tenga pruebas, ya no me sirven", explicó Calu. Con el diario del lunes todos hubiéramos actuado distinto, pero como estaba tan naturalizado su respuesta fue de poquísima sensibilidad para una chica que está pasando esto. "No es algo mínimo lo que me pasó".

"Yo me paralizaba en la escena, esto era insano", aseveró la actriz y afirma que primero intentó hablar con Darthés, él le dijo que no lo haría más pero siguió haciéndolo una y otra vez. "Me lo guardo porque no me interesa abrir frentes, cada uno accionó como le pareció", añadió. Luego, en Nueva York, la tentaron para que vuelva, ya que la tira se extendió unos meses más, a lo que ella dijo que no nuevamente. Y que recién se enfrentó con la producción para dar un ultimatum. "La pasé mal y teníamos que convivir desde las 7 de la mañana hasta las 6 de la tarde", relató.