Kim Jong-un invita al presidente surcoreano a un encuentro bilateral

Ajustar Comentario Impresión

Llegó a Pyeongchang, la ciudad surcoreana donde se realizan los Juegos, acompañada del presidente norcoreano, Kim Yong-nam, de 90 años, cuyo cargo es meramente protocolar dado que el poder es ejercido por la familia Kim, que gobierna desde hace 70 años.

La histórica presencia de la delegación y de Kim Yo-jong -que ha sido el primer miembro de la dinastía Kim en viajar al Sur- en el país vecino responde a los acuerdos alcanzados en enero entre las dos Coreas para que el Norte participara en los JJOO de PyeongChang 2018.

Aunque el resultado no fue lo más satisfactorio, ya que Corea cayó ante Suiza por un categórico marcador de 8-0, partido correspondiente al Grupo B, lo que se destaca de esto es que mediante el deporte se volvió a mandar un mensaje de paz y unión.

Durante la ceremonia de apertura, estuvieron en el mismo palco el presidente Moon Jae-in y la hermana del líder de Corea del Norte, Kim Yo Jong.

La invitación personal de Kim Jong fue entregada por su hermana menor, Kim Yo Jong, durante un almuerzo que ofrecía Moon en la Casa Azul, el palacio presidencial en Seúl, según aseguraron el sábado funcionarios de Corea del Sur que asistieron a la reunión.

Hasta la fecha solo se han producido dos cumbres de jefes de Estado de las dos Coreas; ambas en Pyongyang en los años 2000 y 2007 durante el decenio de la llamada era de "la política del sol", que marcó la fase de mayor acercamiento hasta la fecha entre los dos países.

"Pero, nuevamente, ambos reiteramos anoche que continuaremos manteniendo una postura fuerte y coordinándonos para ejercer la máxima presión económica y diplomática sobre Corea del Norte", afirmó Pence.

El conflicto entre las dos Coreas se remonta a 1945 cuando terminó la Segunda Guerra Mundial, hasta entonces ese territorio era una colonia japonesa, tras la rendición de la nación del sol naciente en el conflicto armado, los Aliados dividieron la península por el paralelo 38, quedando en el norte las tropas soviéticas y en el sur las estadounidenses. Algunos medios surcoreanos especulaban con insistencia de que Jong transmitirá al mandatario surcoreano una invitación de Kim Jong-un para visitar Corea del Norte.

Es la cuarta vez que Corea del Norte envía animadoras a Corea del Sur. Estados Unidos y el Norte deberían reanudar pronto el diálogo, agregó.

Estados Unidos la incluye en su lista de sanciones por supuestos vínculos con abusos de los derechos humanos en Corea del Norte.

"Tengo mucha confianza al igual que el presidente Trump en que el presidente Moon seguirá apoyándonos firmemente en nuestra campaña de presión extrema", dijo Pence a NBC en una entrevista el viernes, manteniendo que todas las opciones estaban abiertas para lidiar con la crisis.