¡Advertencia! No se deberían ingerir bebidas muy calientes por riesgo de cáncer

Ajustar Comentario Impresión

China se encuentra entre los países con la mayor incidencia de cáncer de esófago.

En 2016, un grupo de 23 científicos de la OMS descartó que el café o el té propicien cáncer.

Los resultados del estudio se basan en evidencias limitadas, según advirtieron los autores, son resultado del análisis de estudios que vinculaban el consumo de bebidas calientes como el café o mate, con el cáncer de esófago.

Los autores siguieron a 456 mil 155 participantes de entre 30 y 79 años durante un periodo de seguimiento medio de 9.2 años y detectaron una asociación sinérgica entre beber té caliente con un consumo excesivo de alcohol o fumar y el riesgo de cáncer de esófago. "Los participantes que bebieron té a altas temperaturas, tomaron alcohol excesivamente y fumaron tenían un riesgo cinco veces mayor que quienes no tenían ninguno de esos 3 hábitos", escriben.

Lo mejor es esperar a que se enfríe el té un poco antes de beberlo
Lo mejor es esperar a que se enfríe el té un poco antes de beberlo. BBC

Ya se ha demostrado que fumar cigarrillos y beber alcohol aumenta el riesgo de padecer cáncer de esófago, pero un estudio publicado en la revista Annals of Internal Medicine suma otro factor: el té caliente.

El estudio sugiere que el riesgo que corren consumidores habituales de alcohol y fumadores de desarrollar cáncer de esófago se multiplica al combinarlo con la ingesta regular de café o té a altas temperaturas, informa The Guardian remitiéndose a un artículo publicado en la revista Annals of Internal Medicine.

El esófago es el conducto que transporta el alimento desde la boca hasta el estómago.

Tener síndrome de Barret aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de esófago y el reflujo gastroesofágico puede convertirse en síndrome de Barret. El tabaquismo y el consumo de alcohol, así como los compuestos químicos y los efectos térmicos adversos del té caliente, complican considerablemente la relación entre el consumo de té y el riesgo de cáncer.