Acuerdan Coreas mantener conversaciones para reducir las tensiones militares

Ajustar Comentario Impresión

Las dos Coreas optaron este martes por aliviar la tensión regional durante una histórica reunión celebrada en su frontera, en la que acordaron convocar conversaciones de tipo militar y facilitar la participación norcoreana en los Juegos de PyeongChang.

Las decisiones han sido adoptadas a raíz de la primera reunión de alto nivel celebrada en dos años por las delegaciones de las dos Coreas.

Al frente de la delegación norcoreana está Ri Son-gwon, que dirige el Comité para la Reunificación Pacífica de Corea, mientras que la del Sur está encabezada por el ministro de Unificación, Cho Myoung-gyon, al que acompañan dos de sus viceministros y otros dos vice titulares de Deportes. También se pronunció a favor de la mejora en las relaciones con el vecino sureño.

El primer gesto de distensión fue ofrecido por la delegación norcoreana, que anunció que reactivará el uso de una línea directa para atender asuntos militares, un canal interrumpido por Pyongyang en febrero de 2016 en protesta por la clausura de un polígono industrial intercoreano aprobado por Seúl.

En un comunicado conjunto después de 11 horas de conversaciones, Corea del Norte se comprometió a enviar una delegación a los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang, que se realizarán el próximo mes en Corea del Sur, pero hizo un "fuerte reclamo" después de que Seúl propusiera conversaciones para desnuclearizar la Península de Corea.

Corea del Norte por el momento sólo tiene dos atletas calificados para los juegos, pero cientos de jóvenes animadoras norcoreanas causaron sensación en eventos deportivos previos en el Sur.

Los dos gobiernos no definieron cómo viajará la delegación del Norte, ya que en caso de ser por tierra requerirá un acuerdo militar entre los dos países.

Seúl consideró además que Corea del Norte está cerca de aceptar otra de sus propuestas: que los deportistas de ambos países desfilen juntos bajo una misma bandera como sucedió en varias ediciones de los Juegos Olímpicos de la pasada década.

En general, las primeras conversaciones intercoreanas desde diciembre de 2015 fueron una cuestión civil. Asimismo, el régimen de ese país han dado evidentes muestras de una enorme capacidad para perseverar en su proyecto militar pese a las presiones internacionales y a la grave situación que vive Corea del Norte.

No obstante, ambas Coreas poseen un largo historial de incumplimientos de los acuerdos de acercamiento.

Los principales canales de comunicación entre las Coreas fueron clausurados en medio de la animosidad provocada por el plan nuclear del Norte.