Fergie habló de su vínculo con la metanfetamina

Ajustar Comentario Impresión

"Fue mi punto más bajo, sufría de psicosis y demencia".

La cantante Fergie relató cómo fue el tiempo que vivió durante su adicción a la mentanfeatmina, la droga estimulante que golpeó y puso en peligro su vida.

La fama y las drogas sueles ser una combinación letal, pero en el caso de Fergie las drogas llegaron antes de su salto a la fama con "Black Eyed Peas" y la metanfetamina fue la estrella de su adicción. Y asegura que el proceso de desintoxicación no fue nada fácil: "Tardé un año después de dejar de tomar esa droga para que los químicos en mi cerebro se calmaran y dejar de ver cosas". Que cuando saliera de algún lugar, un escuadrón de SWAT estaría esperándola. Tan mal estaba que buscó ayuda en una iglesia. Como era católica creyó que sería una buena idea intentarlo, pero los efectos de las drogas no la dejaban comportarse normalmente.

"Recuerdo que en una ocasión intenté esconderme en una iglesia, y obviamente intentaron echarme a la calle porque no paraba de correr por los pasillos de la nave como una loca porque pensaba que había una cámara de infrarrojos que intentaba analizar mi cuerpo. Pasé corriendo por el altar hacia un pasillo y dos personas me perseguían", dijo.

Asimismo la intérprete de "Big Girls Don't Cry", "Glamorous" y "Fegalicios" explicó que debido a las alucinaciones que tenía en un momento pensó que era perseguida por la CIA, el FBI y SWAT, por lo que decidió refugiarse en una iglesia. Pero si no están ahí, entonces es las drogas me hacen ver las cosas y voy a terminar en una institución. Fue un momento de liberación.

El infierno, sin embargo, le dejó grandes enseñanzas a Fergie: "Lo de las drogas fue muy divertido... hasta que no lo fue más. ¿Pero sabes qué?" Agradezco el día que me pasó a mí. Porque esa es mi fortaleza, mi fe, mi esperanza de algo mejor.