La FAO advierte sobre aumento del hambre en Latinoamérica y el Caribe

Ajustar Comentario Impresión

Las cifras forman parte del informe "Panorama de la seguridad alimentaria y nutricional en América Latina y el Caribe 2017", elaborado junto a la Organización Panamericana de la Salud (OPS). La región ha dado un paso atrás importante en una lucha que venía ganando.

El hambre aumentó 6 % en América Latina y el Caribe en el2016, una región donde hay 42,5 millones de personas desnutridas y en la que al mismo tiempo sigue creciendo el sobrepeso y la obesidad, advirtió este martes la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la alimentación -FAO-. En América Latina la obesidad está "desbocada", convirtiéndose en un problema de salud pública en todos los países de la región, alertaron los expertos de la FAO. "No podemos tolerar los niveles actuales de hambre y la obesidad, ya que paralizará a toda una generación de latinoamericanos y caribeños", señaló el representante regional de la FAO, Julio Berdegué, al presentar el informe en Santiago de Chile.

Si bien los niveles de hambre siguen siendo bajos en América Latina y el Caribe en comparación con el resto del mundo, hay señales de que la situación se está deteriorando.

"Con el aumento del hambre, es muy difícil que la región alcance el Objetivo de Desarrollo Sostenible (.)".

Si bien el hambre creció en seis países de la región y se redujo en 21, "el número absoluto de personas con hambre ha aumentado", señala la publicación. La peor situación en términos de prevalencia de subalimentación afecta a Haití, donde casi el 47% de la población, es decir 5 millones de personas, sufre hambre.

Brasil, Cuba y Uruguay presentan una prevalencia de subalimentación inferior al 2,5 %, mientras que Argentina, Barbados, Chile, México y Trinidad y Tobago están bajo el 5 %.

Pero no solo se incrementó el número de subalimentados en la región.

En el documento, la directora de la OPS, Carissa F. Etienne, comentó que la desnutrición aún persiste en la región, especialmente en poblaciones vulnerables, ahora acompañados del sobrepeso y la obesidad que afectan más que nada a las mujeres, pero también a los niños.

Incluso, Chile está dentro de los países con mayores tasas de sobrepeso infantil de la región con un 9,3 por ciento, superando el promedio de América Latina y el Caribe de 7 por ciento de la población menores de cinco años.

Berdegué añadió que "5,9 millones de niños sufren desnutrición crónica" en la región y que "24 de los 33 países de la zona tienen más de un 20 % de adultos obesos".

Además, Chile es el país de la región con menor prevalencia de desnutrición crónica en menores de cinco años de la región con 1,8 por ciento.

Para reducir los niveles de sobrepeso, el representante regional de la FAO criticó que el precio de los alimentos esté "exclusivamente en manos de las fuerzas del mercado", lo que encarece los productos sanos y saludables y empuja a la población más pobre a consumir comida chatarra.