De Vido rechazó ser indagado ante el Tribunal Oral

Ajustar Comentario Impresión

El ex ministro de Planificación, Julio De Vido, afrontará esta mañana una nueva audiencia en el juicio por la tragedia de Once, en la que murieron 51 personas y otras 789 resultaron heridas.

"Solicito el rechazo de las cuestiones preliminares y la continuidad del juicio oral para darle una respuesta a la ley y a la sociedad", sostuvo el fiscal Juan García Ellorio ante el Tribunal Oral Federal 4.

"No (voy a declarar) por el momento por asesoría de mis defensores pero me reservo el derecho de hacerlo más adelante", dijo el ex funcionario de los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández cuando el Tribunal Oral Federal 4 lo invitó a subir al estrado y hablar.

No obstante, el Tribunal hizo lugar a la nulidad de los abogados de De Vido para que se incorpore por lectura las indagatorias que De Vido brindó en etapa de instrucción.

Al ser interrogado sobre sus datos personales, De Vido dijo que es "casado", "arquitecto y actualmente diputado", que vive en "Puerto Panal, localidad de Lima, partido de Zárate", y negó que tenga condenas pero admitió que posee "varias causas en trámite".

Del mismo modo, a lo requerido por los letrados de De Vido, se sumó también lo presentado por la defensora oficial PaolaBigliani, quien asiste al ex jefe de la Unidad de Renegociación y Análisis de Contratos de Servicios Públicos, Gustavo Simeonoff, también acusado por el hecho.

La semana pasada Maximiliano Rusconi, abogado de De Vido, planteó la nulidad de las acusaciones de la Fiscalía y de las querellas.

Minutos antes, los jueces Pablo Bertuzzi, Guillermo Costabel y María López Iñíguez habían rechazado la absolución, pedida por su defensa la semana pasada.

De Vido y Simeonoff comparecen acusados de los delitos de descarrilamiento de un tren agravado y defraudación contra la administración pública.

El juicio se reanuda el 1 de noviembre con las primeras declaraciones testimoniales.