Infantino en Argentina por la candidatura al Mundial 2030

Ajustar Comentario Impresión

A Infantino, cuyo mayor crédito residía (¿reside?) en su grandilocuente cruzada purificadora capaz de alejar los fantasmas de la descomunal escalada de corrupción del último tramo de Joseph Blatter, el tristemente célebre FIFA/Gate, le hacía ruido olfatear que la sucesión del grondonismo tuviera un no sé qué a vulgar maquillaje.

Tapia fue el presidente elegido este año para terminar con la peor crisis de la historia de la AFA, con su dirigencia cuestionada y acusada en la justicia.

A partir de hoy, y con el respaldo del presidente de la FIFA, Gianni Infantino -que se encuentra de visita en nuestro país-, la Argentina, Uruguay y Paraguay conformarán una comisión que trabajará para realizar la presentación oficial, que se estima se dará en el 2022. Pero en un país así hay fuerza, pasión y corazón para empezar a trabajar otra vez y en serio, a trabajar por el desarrollo del fútbol porque es así y tiene que ser así.

Más adelante, en un español clarísimo, el nuevo líder del fútbol mundial, agregó: "Gracias a Argentina el fútbol es hoy lo que es". "Una nueva FIFA fuerte necesita una AFA fuerte, con gente que quiera trabajar en serio por este deporte que es el más magnífico, que nos hace llorar, subir todas las emociones posibles, en los 90 minutos, antes y después", sostuvo.

El titular de la AFA aseguró que la entidad "se pone al servicio del fútbol mundial para recuperar lo que ha sido siempre, no sólo en lo deportivo sino en lo dirigencial".

El secretario de Deportes de La Nación, Carlos Javier Mac Allister, consideró que la visita es "muy importante" para "seguir alimentando esa idea de postular" a esos tres países para la Copa del Mundo que se jugará dentro de 13 años.

Infantino subrayó que "la AFA puede hacer mucho por el fútbol mundial".

180 días de gestión son los que lleva Claudio Tapia al frente de la Asociación del Fútbol Argentino y, por ahora, la gestión marcha sobre rieles y es vista con buenos ojos en todo el mundo. Estamos pensando en principio en dos o tres estadios en Uruguay y Paraguay y seis u ocho en Argentina.