Diego Latorre involucrado en una polémica por supuestos chats eróticos

Ajustar Comentario Impresión

El día después de la filtración de los supuestos chats entre Latorre y Jaitt ha derivado en la manifestación de Diego y su esposa ante el acoso de la prensa. "Estuve con quilombos judiciales que tenía que resolver". No lo sé manejar", confesó la modelo y vedette, que volvió a explicar cómo llegaron los chats y el video a las redes: le robaron su tablet, en la que "tengo una app en la que controlo las cámaras de seguridad de mi casa. Me tenía que quedar en el juzgado, no pude borrarla y cambiar contraseñas. Eso está abierto. Lo que no sabía es que quedan filmaciones grabadas de todos los días. "Tuvieron que indagar porque pasó hace mucho", admitió la conductora. Y, por último, también se refirió al periodista que difundió toda la información: "Lamento Topo Rizzo que no me hayas llamado para decirme que te ofrecieron eso para poder frenarlo. Lamento mucho lo que pasó". La sensual morocha rompió el silencio luego que se filtraran conversaciones y fotos con el comentarista de fútbol: "Si me pagan hablo". No tengo ningún problema. "Es mi casa, es Diego", aclaró.

Fue un comienzo de semana agitado para Yanina Latorre. "Si soy puta, voy a ser bien cara", disparó.

Primero, Mauricio D'Alessandro (abogado de Diego Latorre) y Ulises Jaitt, hermano de Natacha, habían tenido un cruce telefónico en el programa El Diario de Mariana. "Y si no son falsos, nadie puede entrar en la intimidad", contó el abogado que le dijo al ex futbolista. "Duele porque hay hijos de por medio", enfatizó el ex seleccionado argentino. La panelista utilizó el aire de Los ángeles de la mañana para hablar del escándalo: "Tengo una personalidad complicada". Claro, Yanina Latorre es panelista del programa y es una de las lenguas más filosas del espectáculo. "Cuando hago o digo algo me hago cargo y esta vez no hice nada asi que tienen que hablar los protagonistas".

"Entiendo que es un daño hacia mi, les mando un besito".

"No me busquen porque no voy a hablar".