Valora PRD posibilidad de alianza con el PAN en Chihuahua

Ajustar Comentario Impresión

Ante el anuncio de Morena de que no irá en alianza con ninguna fuerza política en las elecciones del año próximo, salvo con el Partido del Trabajo (PT), señaló que queda la posibilidad de alianzas de facto, porque "la estrategia de Morena va a ser pedir el voto de las bases de los partidos".

El pasado domingo 11 de este mes, se efectuó en la Ciudad de México un Congreso Nacional, encabezado por Andrés Manuel López Obrador, entre las principales dirigencias del partido Morena, en el que se formalizó la apertura de una alianza electoral en el 2018 con el Partido del Trabajo.

Lo que ocurrió, dijo, es que el PRD definió su posible alianza electoral con Acción Nacional desde el proceso de campaña política por la gubernatura del Estado de México.

Apuntó que el congreso partidista aprobaría o no ir con el PT, lo cual fue ratificado.

Sin decir el número militantes que se sumarán, indicó que el "perredismo estatal" lo acompañará al Movimiento de Regeneración Nacional, pero que no buscarán alterar la vida interna del partido de López Obrador.

"Por congruencia, es mi punto de vista, no podemos marchar juntos con esos partidos, me refiero, para ser claro y preciso, al PRI, PAN, PRD, Verde, Movimiento Ciudadano y Nueva Alianza".

"Ya basta de simulaciones, un partido conformado por dirigentes y gobiernos corruptos que compra votos, que reparte migajas, que trafica con la pobreza de la gente, que sólo es movido por el interés personal de sus dirigentes y que no lucha sinceramente por la transformación de México no puede ser considerado un partido de izquierda".

Zepeda también le recordó a López Obrador que fue gracias a su partido que logró se dos veces candidato a la presidencia y dijo que lo que pide el dirigente de Morena es una "sumisión" que n está dispuesta a otorgar.

En el discurso, donde delineó la ruta a seguir para convertir a Morena en el ganador de las elecciones presidenciales, urgió a Morena a consolidar su estructura territorial y a contrarrestar "hoy más que nunca" la guerra sucia emprendida en su contra desde hace mucho tiempo.

En total fueron 15 personas en su mayoría panistas quienes dejaron las filas de su partido para incorporarse a Morena. Hay sumas que restan.