"Si me pagan, hablo" dijo Natacha Jaitt sobre Latorre

Ajustar Comentario Impresión

Un escándalo de grandes proporciones se generó en las últimas horas luego de que se filtraran chats eróticos y un supuesto video de un encuentro entre el exfutbolista y actual comentarista de fútbol Diego Latorre y la mediática Natacha Jaitt.

D'Alessandro planteó su fundamentación en que Diego Latorre, su cliente, no es el hombre que aparece en el video en la casa de Natacha Jaitt.

En una entrevista con el periodista Fernando Prensa, la actriz habló del gran revuelo que se armó en los medios: "Estoy en shock". Esto yo no quería hacerlo público porque es un tema personal, donde hay una familia, y es la primera vez que me meto con alguien casado. "No lo sé manejar". No pude borrar y cambiar contraseñas. "Llegué a casa, me acosté a dormir", explicó. Lo que no sabía, y me di cuenta a partir de esto, es que vas a la parte de demo y quedan filmaciones grabadas de todos los días.

"Lamento que Diego no me haya llamado y que Topo Rizzo que no me haya dicho que le ofrecieron el material, para poder frenarlo. Lamento mucho lo que pasó", indicó Jaitt. Luego, manifestó: "Si me pagan hablo".

Es importante recordar que Diego La Torre mantiene una relación con la figura televisiva Yanina Latorre desde hace 24 años. Tenemos buena onda, buena energía, no tengo nada en contra de ella.

Y concluyó: "Yo todavía estoy caliente, todavía estoy enojada, no la estoy pasando bien, estoy ensayando, no falté a mi trabajo, hoy voy a ir a la sentencia, le estoy poniendo toda la buena voluntad del mundo, vi a mis hijos llorar de rodillas, no me quiero quebrar, no es fácil lo que estoy viviendo". Yo me desmarco porque no tengo nada que ver, no entiendo lo que ha sucedido.

Además, añadió: "Con Yanina está todo normal, no pasa nada". "Siempre suelo hablar, hablo cuando hago algo y me hago cargo". Hay maneras de proteger tu entorno, tus hijos. "Como no hice nada, que hablen los protagonistas", arrojó la rubia. "No me busquen porque no voy a hablar", arrojó mientras rompía en llanto y el ciclo llegaba a su fin.