14 de junio: Día Mundial del Donante de Sangre

Ajustar Comentario Impresión

En las instituciones del Sector Salud esta acción se ha incrementado al llegar a casi 11 por ciento, resultado de las diferentes estrategias para fomentar dicha cultura.

En entrevista, la Directora General del Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea (CNTS), Julieta Rojo Medina, detalló que la media nacional de donación altruista es de 3.8 por ciento. Sin embargo, hay estados como Chihuahua y San Luis Potosí con porcentajes de hasta el 50.

Asimismo, comentó que el CNTS cuenta con un programa de campañas de colecta externa, mediante el cual visitan universidades, empresas y embajadas, entre otras, con el fin de captar un mayor número de donadores y tener abasto suficiente para cubrir las épocas del año donde más se requiere, como las fiestas decembrinas, vacaciones de Semana Santa y de verano.

A modo de reconocimiento y agradecimiento a los donantes de sangre de todo el mundo, la Organización Mundial de la Salud estableció al 14 de junio como el Día Mundial del Donante.

A cada donante se le pueden extraer 500 mililitros de sangre total.

Con la campaña 2017 se pone en prueba la función que cada personas pueda desempeñar para lograr una valiosa donación de sangre, destacando la importancia de donar de forma periódica para contar con una reserva que tenga utilidad para otros en en un futuro. Esa cifra es la recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Y mientras que en la última década desastres han provocado más de 1 millón de víctimas mortales, la muerte de personas afectadas anualmente por emergencias ha superado los 250 millones. Natalia Lloret, encargada de las extracciones explicó que " es importante recordar que no hace falta que vengan en ayunas, la persona puede tomar cualquier infusión sin lácteos, y de 8 a 9,30 de la mañana se realizan las entrevistas y hasta las 10 de la mañana se practican las extracciones". Con el concepto de donación voluntaria se intenta superar al tradicional llamado a la solidaridad, dirigido para pacientes específicos, que ha hecho de la donación de sangre un acontecimiento esporádico y encerrado en círculos de personas conocidas.