Venezuela, a la calle — Este miércoles

Ajustar Comentario Impresión

"Frente a este escenario decidí activar el plan estratégico especial cívico militar para garantizar el funcionamiento de nuestro país, su seguridad, el orden interno y la integración social, Plan Zamora que me fue presentado por el comando estratégico operacional de la FANB", dijo Maduro.

"La fase verde", o primera fase del plan, quiere decir "fase preventiva", que contempla enviar a los miembros militares y civiles a la calle para estar prevenido al resguardo de la nación.

El mandatario colombiano ya había expresado la víspera su "seria preocupación" por "la militarización de la sociedad" venezolana y había hecho un llamado "a la cordura", un día antes de la jornada de marchas a favor y en contra del gobierno de Nicolás Maduro que se desarrolla este miércoles en Venezuela.

"El Plan Zamora es la peor respuesta en el que se activa a la FANB contra el pueblo venezolano".

Maduro tildó el mensaje de Borges de golpista y aseguró que siguen apresando personas que dice estarían participando en una conspiración para derrocarlo, con apoyo de funcionarios del Gobierno de Estados Unidos, aprovechándose de lo que cree es un "caos" que se vive en la administración del presidente Donald Trump.

"Lo que hizo Borges hoy configura un delito contra la Constitución y así debe ser procesado (...) llama abiertamente a un golpe de Estado, a la división de la Fuerza Armada, al desconocimiento de sus autoridades legítimas, al desconocimiento de sus mandos y al desconocimiento de su comandante en Jefe".

"Esta es una lucha continua, trabajar por la paz, sin embargo nos mantenemos serenos y ese es el pedido que le hago a las Fuerza Armada Nacional Bolivariana, que ante los dardos contra el horno militar, permanezcamos serenos y no anidemos odios ni revanchismos".

Algunas organizaciones internacionales defensoras de los derechos humanos y el secretario general de la OEA, Luis Almagro, han denunciado que los cuerpos de seguridad han incurrido en excesos en la contención de las protestas, en las cuales ha habido cinco muertos, varias decenas de heridos y 241 detenidos, según estimaciones de la organización humanitaria local Foro Penal.

Así, pese a la represión de los efectivos de la Guardia Nacional (GNB) y de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) miles de opositores venezolanos no se amilanaron y continuaban hoy marchando en protesta al gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Este martes por la noche se inició un operativo militar, policial y civil para combatir un supuesto "golpe de Estado" en su contra que, según Maduro, está coordinado por el Departamento de Estado de Estados Unidos y la oposición venezolana. Ha llegado la hora del combate, ha llegado la hora de definir el destino del país, estamos en horas cruciales de decidir el destino de nuestro pueblo y yo estaré al frente'.