Aaron Hernández, ex jugador de NFL, se suicida en prisión

Ajustar Comentario Impresión

De acuerdo a una publicación en la conocida página de internet (tmz.com), el abogado que lo representó en el juicio que fue exonerado hace apenas unos días de dos homicidios, dijo que ha iniciado una investigación en nombre de la familia de Hernández y que no están comprando la historia de suicidio de Hernández, quien cumplía una condena a cadena perpetua por un asesinato en el 2013.

El ex jugador de los New England Patriots apareció colgando, ahorcado con su sábana, en su celda del Souza-Baranowski Correctional Center, una prisión de máxima seguridad en Lancaster, Massachusetts, según informaron las autoridades a medios estadounidenses. El Sr. Hernandez también intentó bloquear la puerta desde el interior al atorar la puerta con varios artículos. Lloyd salía con la hermana de la prometida de Hernández.

Derechos de autor de la imagen Getty Images Image caption En 2010 Hernández se convirtió en uno de los jugadores más jóvenes en llegar a la NFL al ser elegido por los Patriots en el draft de la liga profesional de fútbol americano.

Aaron Hernández apenas había eludido una sentencia por doble homicidio; recién había intercambiado sonrisas y ternura con su hija de 4 años en plena corte.

Afirmó que Hernández estaba ansioso por tener otra oportunidad para demostrar su inocencia en el asesinato de Lloyd.

De inicio se le relacionó con Alexander Bradley, quien presentó una demanda en 2013 acusando a Hernández de haberle disparado. Se le impone cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. Se declaró inocente y se le retuvo. Los Patriots lo sacan de su nómina horas después del arresto.

El pasado 14 de abril fue hallado no culpable de otros dos cargos de asesinato en primer grado. Las víctimas Daniel de Abreu y Safiro Furtado fueron asesinados a tiros en su auto, otro pasajero resultó herido y dos salieron ilesos.

28 de mayo, 2014 - Hernández se declara no culpable. Un fiscal dice que Hernández estaba furioso porque Abreu tropezó con él accidentalmente en un club nocturno cuando bailaba y le derramó el trago.

15 de abril, 2015.